default logo

EL ABUELO DE LOS SABUESOS CUENTA LA HISTORIA

EL ABUELO DE LOS SABUESOS CUENTA LA HISTORIA

Ilustración de Jesús Delgado 

Nuestros amigos han ido a visitar al abuelo de los sabuesos. Leo tiene miedo y no se acerca mucho, pero no se quiere perder lo que cuenta. La historia se remonta a la construcción de la Universidad de Deusto donde viven la familia de los gatos y la de los sabuesos:

—Una noche llegaron unos ladrones; querían robar las maderas que estaban preparadas para construir. Un guarda cuidaba la obra, pero los ladrones eran tres o cuatro y lo ataron a un árbol mientras cogían todo. El guarda era cazador y, como conocía nuestros silbidos, se le ocurrió silbar por si había algún sabueso por el monte. Has de saber, mocosilla, que los sabuesos siempre ayudamos cuando se nos llama. Mi tatarabuelo lo oyó y toda la familia salió corriendo hacia la obra.

—¿Los cogieron, abuelo?

—Sí, los cogieron, les dieron unos buenos mordiscos y se quedaron allí, sin poder escapar, hasta que llegaron los alguaciles.

[…]

—Mi tatarabuelo soltó al guarda mordiendo las cuerdas y desde entonces fueron grandes amigos. A la mañana siguiente, cuando el guarda le contó al jefe de la obra lo que había pasado,este le pidió que llamara a los sabuesos. Bajaron del monte y el jefe les dijo que desde aquel día serían los Guardianes de la Noche. Les dio un título y un encargo que se ha transmitido de familia en familia: Los Guardianes De La Noche Del Gran Edificio.

Desde entonces los sabuesos tienen el encargo de proteger la universidad. Todas las noches salen de ronda por el jardín y los patios. Nosotros ya sabemos que los gatos y los sabuesos realizan tareas complementarias y diferentes. Todos cuidan la universidad: la Universidad de Deusto.

Fotografía de la Universidad de Deusto

Los que habéis leído El secreto de CAVE CANEM conocéis muchas cosas sobre ella. Ya sabéis que está al lado de la ría de Bilbao y que el edificio central es muy grande y muy bonito. En él transcurren muchas aventuras de nuestros amigos; unas se desarrollan en el exterior, en el jardín, en el monte de atrás y otras en el interior del edificio.

Todos han escuchado muy atentos la historia que ha contado el abuelo. Currita trata de relacionarla con la piedra que ella encontró y le pregunta:

—Abuelo —preguntó Currita—, y ¿eso tiene que ver con la piedra?

—Claro, mocosa, ¿no lo ves? El jefe de obra dijo que para que no se olvidara nunca ese título lo iba a grabar en dos piedras: una sería para los sabuesos y la familia la guardaría para siempre. Otra se pondría en una pared del gran edificio y sería una señal misteriosa para quien no supiera la historia.

—¿Y allí está, abuelo?

—Allí está, para que todo el mundo sepa quiénes somos —dijo muy orgulloso el abuelo gruñón—. Esa piedra guarda un secreto.

“Esa piedra guarda un secreto”. Pues bien, ese es el secreto que tú y nuestros amigos tenéis que investigar.

Ahora te toca a ti:

Esa piedra existe de verdad y está en la Universidad de Deusto. ¿Dónde está colocada?

Pista: Si lees el cuento, encontrarás la solución a esta pregunta.

  1. ANGEL MILLER ROA CRUZ Responder

    FELICITACIONES DOCTORA MARISA. EL RETO IR A BUSCAR LA PIEDRA CUANDO VUELVA A BILBAO….UN ABRAZO

Escribir un comentario

*

2 × 4 =

captcha *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.